Maria Isabel Reinoso en la Jornada “Incumbencias Farmacéuticas y Bioquímicas informe de situación”

El evento organizado por la Secretaría de Extensión Universitaria y Bienestar Estudiantil Facultad de Farmacia y Bioquímica – UBA contó con gran asistencia de colegas que colmaron la Sala de Conferencia de la Facultad y la participación de las organizaciones más representativas del sctor para dialogar sobre este tema:

–Prof. Dra. Cristina Arranz, Decana de la Facultad de Farmacia y Bioquímica-UBA

–Dr. Manuel Limeres, Presidente de la Academia Nacional de Farmacia y Bioquímica

–Dra. María Isabel Reinoso, Presidente de la Confederación Farmacéutica Argentina y del Colegio de Farmacéuticos de la Provincia de Buenos Aires

–Dr. José María Oyhamburu, Presidente del Colegio Oficial de Farmacéuticos y Bioquímicos de la Capital Federal

–Dr. Rubén Sajem, Presidente de la Sección de Farmacéuticos del Colegio Oficial de Farmacéuticos y Bioquímicos de la Capital Federal

–Dr. Federico Montes de Oca, Vicepresidente de la Asociación Argentina de Farmacia y Bioquímica Industrial

El discurso de la Farm. Isabel Reinoso:

En primer lugar quiero agradecer a la Universidad de Buenos Aires por la Invitación a participar de esta Jornada de actualización y debate.

Para la Confederación Farmacéutica Argentina y sus colegios provinciales es de suma importancia que esta alta casa de Estudios, de donde egresan tantos  profesionales farmacéuticos, aborde el tema de las Incumbencias con el compromiso y seriedad que merece.

Los estudiantes que cursan la carrera de farmacia lo hacen en función del campo laboral que hoy tiene la profesión y para la COFA, que representa más de 20.000 farmaceuticos que ejercen a lo largo y ancho del país, es fundamental no solo revalorizar el rol del farmacéutico, sino también garantizar la presencia de farmacéuticos detrás de la fabricación de medicamentos, productos médicos y demás productos para la salud de nuestra población, además de la distribución y la dispensa.

El farmacéutico es el profesional experto en Medicamentos, Productos Médicos, suplementos dietarios, cosméticos, y todo otro producto utilizado en la prevención, tratamiento y mejora de la salud y calidad de vida de la población.

En lo que refiere a productos Médicos, yo vengo de una provincia, la Provincia de Buenos Aires, en donde contamos con más de 100 distribuidoras de productos Médicos, casi 90 laboratorios que fabrican Productos Médicos, que realizan acondicionamiento primario o secundario de los mismos, todos ellos con Director Técnico Farmacéutico.

Es por ello que en 2008 cuando el Ministerio de Educación decide compartir la Incumbencia con los bioingenieros, el Colegio de Farmaceuticos de la Provincia de Buenos Aires presentó una oposición administrativa a la misma.

Trabajamos en conjunto con la COFA en este tema, que luego de agotar el camino de las oposiciones administrativas, comenzó con presentaciones judiciales.

Primero fue una medida cautelar para proteger nuestros derechos ante el peligro de perder una incumbencia farmacéutica y por la demora de nuestra justicia. También con esa cautelar protegimos la salud pública de los pacientes. Luego defendimos con extremada firmeza la circular 2 que dicto  ANMAT en 2016 que en base a las Incumbencias Profesionales Farmacéuticas, definió las direcciones técnicas que siguen siendo exclusivas de los profesionales farmacéuticos.

Desde COFA apoyamos esa iniciativa de ANMAT y continuamos nuestro juicio contra la resolución del Ministerio de educación 1701/08 por vía judicial porque estamos convencidos que los profesionales farmacéuticos tienen una formación exclusiva en materia de productos médicos y también porque defendemos los puestos de trabajo de nuestros colegas que ejercen con bloqueo de título y dedicación exclusiva, a diferencia de otras profesiones; pero también porque creemos que si el estado invierte dinero en la formación de estudiantes es para luego aplicarlos en la práctica profesional y el ejercicio de la profesión que tantos años de estudio y esfuerzo dedico.

Luego de sancionada la circular 2, la entidad que nuclea a los ingenieros (COPITEC) realizó presentaciones administrativas y judiciales contra esa circular.

Pero la justicia en primera y segunda instancia confirmó la validez de la circular 2 de ANMAT por lo cual está vigente y con respaldo de la justicia:

1.- Conforme al plexo normativo antes referenciado, cuya aplicación y fiscalización de cumplimiento se halla a cargo de esta autoridad sanitaria y atendiendo a las definiciones y tipos de productos médicos, como asimismo, a las tecnologías y requerimientos necesarios para su seguridad y eficacia, se registrarán en las direcciones técnicas de empresas fabricantes y/o importadoras de productos médicos a los siguientes profesionales:

a) Profesional farmacéutico, respecto de establecimientos que fabriquen, importen y/o distribuyan productos médicos de uso único, productos médicos imptantables, productos médicos invasivos, productos médicos quirúrgicamente invasivos, productos médicos que incorporen como parte integrante una sustancia que, si se utiliza independientemente, podría considerarse como un medicamento, de acuerdo con lo establecido en la Disposición ANMAT N° 2318/02 (t.o. 2004), y

Productos médicos estériles (o que para ser utilizados deban ser sometidos al proceso de esterilización), atóxicos, a pirógenos y de un solo uso, conforme la Resolución ex M.S. y A.S. N° 255/94.

b) profesional farmacéutico, bioquímico, licenciado en química, ingeniero industrial, ingeniero químico, bioingeniero o título universitaria relacionado a los antes citados que a juicio de la autoridad de aplicación acrediten la formación requerida, respecto de establecimientos que fabriquen, importen y/o distribuyan productos médicos no contemplados en el punto a).

2.- Dejase sin efecto la Circular NO17/15.

3,- Comuníquese a la Dirección Nacional de Productos Médicos, y a las cámaras del sector.

Buenos Aires, • 9 MAR. 2016

Es necesario que esta Circular 2 se internalice como resolución Ministerial en cada una de las Provincias del país, de esta manera las autoridades sanitarias locales tendrían una herramienta de utilidad que permitiría armonizar las regulaciones en todas las provincias del país.

Esto es de suma importancia ya que las empresas fabricantes, distribuidoras hacen transito interjuridiscional y en nuestro país federal necesitamos coherencia y armonizar normas, pues los habitantes de toda Argentina requieren que se cuide su salud y nosotros debemos hacerlo dando igualdad de condiciones.

La salud un derecho universal e independientemente de donde habitemos debemos tener el mismo acceso y la misma seguridad y eficacia de los productos. Los farmacéuticos debemos respaldar esa garantía.

Además de defender las Incumbencias Propias de nuestra profesión, otorgadas por nuestra formación Universitaria y nuestras carreras de Postgrado y capacitación Continua desde la COFA y sus colegios, también promovemos mejoras en nuestras leyes sanitarias para que los pacientes, nuestros vecinos, tengan medicamentos, productos médicos y demás productos para la salud.

Mejoras para que esos productos sean eficaces, seguros y tengan accesibilidad tanto geográfica como económica y que el precio no sea un impedimento para los pacientes.

La dispensa de los medicamentos, productos médicos, productos cosméticos higiene y tocador, la prestación de servicios farmacéuticos como preparación de fórmulas magistrales, toma de tensión arterial, aplicación de vacunas y otros servicios también son Incumbencia de los profesionales Farmaceuticos que muchas veces se ven socavadas por otros profesionales.

Desde COFA defendimos y defenderemos el trabajo del Farmacéutico en todos los ámbitos, desde lo más simple que es la dispensa de medicamentos, que se ve muchas veces avasallada por el mercado, por el poder económico y por otros profesionales.

He escuchado últimamente que los médicos establecen que son los únicos responsables de la prescripción y también del medicamento que consume el paciente.

En mi opinión los médicos son los responsables del diagnóstico médico y de la prescripción por DCI o DCA pero no son responsables de la calidad, ni de la fabricación de las especialidades medicinales, tampoco son responsables de la distribución ni de la dispensa y el servicio farmacéutico brindado.

Los profesionales expertos en ese tema son los farmacéuticos de Industria Farmacéutica y los colegas de la distribución conservando y garantizando que los mismos mantengan sus propiedades.

La conservación y dispensa es exclusivo del Farmacéutico en la oficina de Farmacia pública o privada, nunca el médico.

Sin embargo los médicos se proponen discutir la ley del medicamento a espaldas de los farmacéuticos.

La ley de medicamentos sancionada en 1964 es una ley técnica que garantiza a nuestros pacientes que los medicamentos lleguen a los mismos con garantías de seguridad y eficacia y eso sólo los farmacéuticos que intervienen como profesionales universitarios pueden garantizarlo.

Esta es nuestra exclusiva tarea profesional, ESTA RESPONSABILIDAD ES TAMBIEN UNA INCUMBENCIA EXCLUSIVA. Es por ello que las leyes sanitarias de las Provincias de nuestro país y la ley de medicamentos nos ponen en un lugar que no vamos a ceder.

La actual Ley 16.463— sancionada en 1964 y vigente desde entonces— regula la importación, exportación, producción, elaboración, comercialización o depósito de los medicamentos, drogas, productos químicos, reactivos, formas farmacéuticas, elementos de diagnóstico y todo otro producto de uso y aplicación en la medicina humana.

TODAS ELLAS DE INCUMBENCIA EXCLUSIVA DE LOS  PROFESIONALES FARMACEUTICOS por lo cual la discusión sobre la actualización de esa Ley deberían tenerla con los expertos en esta materia que somos los farmacéuticos.

Desde este ámbito académico donde se forma a los profesionales, otras universidades, entidades Científicas y gremiales farmacéuticas, en nuestra Academia Nacional de Farmacia, sería muy importante que comencemos a dialogar sobre una nueva Ley de Medicamentos.

Seguramente tendremos el resultado que tuvimos en la defensa de nuestras incumbencias, trabajando juntos los resultados serán los mejores para quienes necesitan de estos insumos: el paciente, su familia y la comunidad toda tendrá el mayor beneficio de nuestro  trabajo.

Muchas gracias!